Comercio de arbitraje en criptografía

Se trata de una maniobra muy conocida en este ámbito cripto, es cuando un activo se negocia en dos mercados de forma simultánea, tiene con finalidad la venta a importes ligeramente diferentes y conseguir resultados satisfactorios con la disparidad.

Haciendo una analogía con otro mercado, si las acciones de una empresa tecnológica pueden estar a la venta a USD 35 en la Bolsa de Nueva York, pero disponibles a USD 35,10 en Londres, surge una clara y pequeña disparidad en el valor. Sin embargo, adquirir rápidamente las acciones a un importe más bajo y cederlas con una diferencia positiva supone un buen resultado para un comerciante con “visión de futuro”. Este concepto capta la esencia misma del arbitraje, pero con una exposición relativamente baja en comparación con otras tácticas.

Ahora bien, es posible que se pregunte: ¿Cómo pueden producirse estas disparidades? Bueno, hay una multitud de razones. Las fluctuaciones (en el caso de las divisas) pueden hacer que las acciones acaben infravaloradas en las bolsas extranjeras.

Los mercados también son “imperfectos”, la sincronización entre cada bolsa puede ser difícil de conseguir. La información asimétrica entre quienes venden y adquieren activos es también un caldo de cultivo para esta modalidad de comercio. Por desgracia, con una utilidad tan reducida, las comisiones de negociación pueden hacer que muchas oportunidades tengan poco sentido desde el punto de vista financiero.

El arbitraje cumple con su función sobre diversos instrumentos más allá de los tradicionales, lo que nos lleva a la siguiente pregunta.

¿Es posible utilizar esta modalidad con las criptos?

Sí, totalmente. De hecho, es el mismo concepto, pero ahora se pone en práctica sobre activos con particularidades distintas.

Hay innumerables servicios en todo el mundo que ofrecen a los consumidores la posibilidad de adquirir criptos. La cuestión es que, puede haber discrepancias importantes en los valores, incluso para criptoactivos como el BTC. A pesar de este aspecto, una gran cantidad de gente está dando sus primeros pasos en el criptocomercio, no te pierdas el aprendizaje del trading. Ingresa y suscríbete al sitio web oficial Bitcoin Superstar para operar sobre las primeras criptos.

¿Cuáles son los métodos utilizados para el criptoarbitraje?

Veamos tres métodos de criptoarbitraje: espacial, transfronterizo y estadístico.

El espacial consiste en aprovechar los valores de criptos que se cotizan en varios proveedores. Mientras que un servicio ofrece BTC a USD 50.500, el importe del otro podría estar en USD 50.850. Usted como comerciante aprovecha esta discrepancia de USD 350 adquiriendo en el servicio A y cediendo en el B, trasladando los fondos de uno a otro.

Dado el grado de descentralización en el sector cripto, estas discrepancias pueden ocurrir con más frecuencia de lo que uno podría pensar.

El “transfronterizo” es un concepto similar, pero la distinción clave es que estos 2 servicios implicados en la operación están ubicados en distintos países. Hay que considerar que esta táctica comercial concreta puede ser difícil de realizar, la razón por la que pueden existir estas primas es particular, los comerciantes de países con altos importes no pueden acceder al tipo de mercado por sí mismos.

Por último, pero no por ello menos importante, está el modelo estadístico. Se trata de una maniobra de alta tecnología que suele implicar la elaboración de modelos matemáticos. Es más arriesgada que otras técnicas porque puede implicar el uso de algoritmos de negociación, los cuales aprovechan estas disparidades que solo pueden existir durante un breve periodo de tiempo.

¿Existen riesgos o desventajas en el criptoarbitraje?

Los obstáculos legales y comerciales pueden dificultar la obtención de resultados favorables con esta modalidad.

Más allá del tipo con el que se embarque un operador, las aplicaciones que utilice cobrarán comisiones por las operaciones y, en ocasiones, por la extracción de fondos. Por ello, es importante considerar estos costes para asegurarse de que al final queda una utilidad a favor.

El arbitraje transfronterizo también puede verse dificultado por normativas de seguridad (verificación de identidad). Son requisitos estrictos donde un operador, en ocasiones, solo puede operar en un servicio si proporciona identificación válida (emitida por el gobierno del país donde se provee el servicio).

También conviene desconfiar de los proveedores que prometen valores excesivamente bajos para el BTC y algunas criptos, que a veces están “sospechosamente” muy por debajo del sector. Aunque esto pueda parecer una oportunidad irresistible de obtener buenos resultados, siempre merece la pena actuar con la debida cautela y comprobar antes el nivel de confiabilidad.

Otra de las preocupaciones que suscitan los intercambios se refiere a los retrasos durante el proceso de extracción. Si se dispone de un plazo limitado para llevar los fondos de una aplicación a otra, la lentitud de las operaciones puede hacer que se pierda la oportunidad, sobre todo para el instante en que se complete.

Entonces, ¿merece la pena el criptoarbitraje?

Las personas que tienen mucha experiencia en el criptocomercio (que saben identificar una oportunidad cuando la ven), normalmente tienen mayores niveles de éxito. Y, aunque sea posible sacar provecho de un diferencial del 20% en una negociación, es prudente preguntarse si el esfuerzo de completar la operación merecerá la pena.

Es necesario considerar los obstáculos legales, técnicos y comerciales, así como las posibles comisiones y nivel de fluctuación presente en el sector. Son algunos de los elementos a evaluar antes de “embarcarse” en el arbitraje. No obstante, la presencia de servicios que trascienden las fronteras y conectan directamente con el ecosistema cripto podría inspirar un renovado interés por este método.

FV

Diseñador gráfico y web, con ganas de trabajar y aprender todo lo posible de este campo tan variado. Creativo tanto en la vida laboral como personal. Diseñar es el arte de transmitir gráficamente lo que uno imagina. Imagina, crea, diseña.

Deja una respuesta