Medidas preventivas para evitar ser víctima de un robo en la calle

Durante las venideras fiestas de fin de año, las compras y los gastos se incrementan de una forma exponencial. Pese a la pandemia del coronavirus, las compras online han registrado marcas importantes, y las tiendas físicas tendrán en estas fechas una oportunidad para recuperar algo de lo perdido durante varios meses.

No obstante, junto al aumento de los gastos también figura el crecimiento de los hurtos, especialmente de bolsos, carteras y móviles. Las calles, abarrotadas de gente que porta dinero encima, son el blanco perfecto para sujetos que aprovechan  cualquier descuido para sustraer diversos artículos.

Por supuesto, los robos pueden ocurrir en cualquier momento, por lo que es necesario tener un alto nivel de atención al entorno y adoptar nuestras propias medidas de prevención. A continuación, presentamos una lista de acciones útiles para una mayor protección frente a posibles amenazas de robo.

  1. Repartir los objetos valiosos. El dinero, las tarjetas y la documentación personal no deben estar juntas, sino que pueden distribuirse en distintos espacios, ya sea bolsillos, bolso, cartera, etc. Siempre que sea posible, a salir de casa solo debemos llevar lo que sea imprescindible.
  2. No descuidar los artículos personales. Ya sea si vamos a una cafetería, o si nos probamos unos zapatos o compramos algún aperitivo en la calle, no debemos separarnos jamás del bolso, el abrigo o el teléfono móvil. Los amigos de lo ajeno están pendientes de cualquier descuido.
  3. Esconder los objetos de valor. Una cámara fotográfica, un teléfono móvil de última generación, un reloj pesado, etc., son una tentación bastante grande para los ladrones, por lo  que debemos llevarlos bien guardados. No conviene salir con joyas o relojes, pues son fáciles de sustraer.
  4. No usar bolsos sin cierres. Hay mochilas y bolsos que no disponen de cremallera, por lo que no son una buena opción para llevar dinero o tarjetas. En ese caso, conviene guardar las cosas de valor en bolsillos interiores de la ropa. Las mochilas antirrobos tienen doble sistema de cierres y están ocultos, por lo que suponen una interesante alternativa. Eso sí, cuando hay mucha gente, es recomendable tener la mochila o bolso delante del cuerpo.
  5. Cuidarse de acercamientos sospechosos. Es mejor desconfiar de todos y estar pendientes de cualquier persona que se acerque de forma poco natural. Debemos tener bien sujetas nuestras pertenencias en todo momento, especialmente en lugares donde haya aglomeraciones.
  6. Utilizar cajeros automáticos en horario de oficina. Resulta conveniente retirar dinero cuando hay trabajadores en la entidad bancaria. Fuera de horario, es mejor asegurarse de que no hay gente extraña alrededor o sacar dinero delante de desconocidos. Lo más aconsejable es acudir con algún acompañante.
  7. Rechazar ofrecimientos. Es bastante común ver a personas dando regalos en las afueras de los locales comerciales. Muchas veces no son prácticas legales, sino métodos de engaño para llevar algún incauto y robarle mientras está distraído.
FV

FV

Diseñador gráfico y web, con ganas de trabajar y aprender todo lo posible de este campo tan variado. Creativo tanto en la vida laboral como personal. Diseñar es el arte de transmitir gráficamente lo que uno imagina. Imagina, crea, diseña.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *